Así me fue con la dieta Detox de tres días…

Así me fue con la dieta Detox de tres días…

Así me fue con la dieta Detox de tres días…

12 enero, 2015 | Beauty, Belleza, Look, Moda, Outfits | 5 Comments

Como os comenté en mi última publicación, asumí el reto de pasar tres días tomando zumos (deliciosos, por cierto) de Fit Food. Un plan de desintoxicación tras los excesos de las Navidades. Concretamente, dentro de los que tienen, el mío era “Plan Detox principiante”.

Cada día debía de ingerir estos 6 zumos que véis, más un “chupito”, que es la botellita pequeña (éste era muy fuerte y picaba un poco, pero te daba un subidón de energía similar a un café!).

image

image

Como era mi primera vez alimentándome a base de licuados, estuve muy atenta a todas las sensaciones, analizándolas (quizá demasiado).

Empecemos por el principio:

El viernes, me desperté algo resfriada y pensé: “bueno, al menos ahora con la dieta de desintoxicación mejoraré gracias a la cantidad de vitaminas que tienen los zumos. Lo seguí todo sin ningún tipo de problema, feliz, tomándome todos los zumos y saboreándolos. ¡Me fliparon todos!

Lo primero que me impresionó fue que no pasé hambre. Nada. Y lo que más me impactó fue que al acabar el día, noté que sentía felicidad, relajación, paz… ¡Os lo juro!

Me acosté prontito y me abrigué bien deseando estar bien al día siguiente para poder aprovechar el día y sentir todo lo positivo de los zumos.

Y aquí empezó “la serie de catastróficas desdichas” que han impedido que hiciese la dieta correctamente… :S

Empezó la fiebre y por tanto, irremediablemente tuve que tomar paracetamol. Algo que estropeaba la limpieza, claro. A causa de la fiebre pasé muchas horas durmiendo durante todo el sábado con lo cual no me dio tiempo a beberme todos los zumos, sólo pude tomar 4.

Y al llegar la noche del sábado… Empeoré de nuevo, no sólo con el resfriado, sino además, me bajó la regla que me dobló de dolor. Así que tuve que añadir Ibuprofeno a la lista de medicamentos.

El domingo seguí fatal y los zumos ya no me entraban. No sé si fue sólo porque estaba malita o también tuvo que ver que me cansé de ingerir líquido… En cualquier caso, no me forcé. Tomé sólo tres de ellos y añadí un par de comidas ligeras.

Así que mi conclusión es que necesito probarlo otro día.

Estoy deseando encontrarme al 100% para poder hacer de nuevo la prueba.

Aunque también creo que quizá debería haber probado primero sólo un día y más adelante lanzarme a los tres porque como me dijeron una vez que se me quedó grabado: “lo mejor es enemigo de lo bueno”.

Mejor un reto pequeño y asequible que te deje un buen sabor de boca que uno demasiado exigente que no puedas cumplir.

Aprovecho para mostraros este look.

Conjunto pantalón y chaqueta: Asos.

Camiseta: Topshop.

Zapatillas: Adidas de JD Sports

Anillo y colgante: Dime Que Me Quieres

imageimage

image

image

image

image

image

Las fotos, como siempre, de mi rubio, Ángel Martos!


Share this article:


5 Comments

  1. Responder

    Pedro

    19 noviembre, 2017

    Hola Cristina

    Soy nutricionista y licenciado en Ciencias de la Actividad Física y me gustaría compartir contigo y los lectores alguna información importante, ya que sé que muchos siguen tus pasos.

    Hacer una ‘dieta’ como la que comentas… ¡es una locura! No tiene sentido, y más aún en una persona deportista.

    Como bien explica Darío Pescador en su artículo: http://transformer.blogs.quo.es/2015/01/09/esto-es-lo-que-ocurre-con-tu-cuerpo-cuando-haces-una-limpieza, un ‘plan detox’ de este tipo sólo es perjudicial para ti.

    De hecho, el que te agravaras (fiebre, peores sensaciones…) seguramente fuera provocado por la mala alimentación. Es más, incluso tu cuerpo, sabio, el tercer día no soportaba más y te suplicaba alimento real.

    Todo este tipo de bebidas y planes no son más que marketing para vender zumos a precio de oro o incluso revistas de adelgazamiento. Pero no son buenos.

    ¡Saludos!

    • Responder

      cotu

      19 noviembre, 2017

      Hola Pedro,

      Muchísimas gracias por aportar tu opinión, que además es de peso gracias a tus estudios.

      Por otra parte, seguro que estás de acuerdo conmigo, en que es un debate polémico. Hay otras personas, también capacitadas por sus estudios, que no opinan como tú o como Darío, y que sí ven bien este tipo de dietas puntuales, no para perder peso, pero sí para dar un descanso al cuerpo.

      Por tanto, los que no tenemos estudios relacionados con el mundo de la alimentación, siempre nos vemos en la misma situación, ¿a quién y por qué hacer caso?

      Por ejemplo, ¿qué opinas de los vegetarianos, veganos o aún más extremo, los crudiveganos?

      Yo por ejemplo, tengo una amiga que es crudivegana y que desde que se alimenta así, y ya son muchos años, su salud ha mejorado y está más fuerte que nunca. Pero claro, hay muchos nutricionistas y médicos que no ven bien este tipo de alimentación.

      Creo que siempre es interesante compartir opiniones así que, muchas gracias por tu punto de vista y por leerme.

      Un abrazo!

  2. Responder

    pepe

    19 noviembre, 2017

    Anda nena, ahora un buen fileton de Avila que te lo has ganao….

  3. Responder

    Olivia

    19 noviembre, 2017

    yo creo que si públicas algo , es para ayudar a la gente y con este reportaje no ayudas , vale estabas enferma , pues haces el expiremento otro día y lo publicas más tarde , pero publicar esto es lo mismo que nada , bueno haces publicidad de la ropa que llevas , que parece que has hecho la publicación para esto

    • Responder

      cotu

      19 noviembre, 2017

      Hola! Yo creo que sí sirve… Estoy explicando que cansa no comer sólido y que te deja un poco débil… Es decir, que si te pilla baja de defensas lo mismo te ocurre como a mí. Pero es mi experiencia! Un beso!


Would you like to share your thoughts?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Follow

Get every new post on this blog delivered to your Inbox.

Join other followers: